Vídeos de interés

jueves, 9 de enero de 2014

Extranjero fascinado con el SAPO, juego peruano

Un extranjero que queda embelesado ante el juego peruano: SAPO lo describe así:

Ah, si hay una cosa que extraño de Perú, con una cerveza en mano, es el hecho de que siempre he sido capaz de jugar SAPO. Este juego es totalmente increíble y no necesariamente un juego para tomar. Salvo que siempre lo he jugado mientras bebía cerveza.

Sapo es la palabra española para la rana o sapo. Y el juego se llama SAPO debido al sapo de bronce fundido y a otras piezas de metal que se encuentran en la parte superior del tablero de juego. El objetivo es lanzar monedas de oro en el sapo de a unos cuatro o cinco pasos de distancia y llegar a meterlas dentro de la boca del sapo. Si la moneda no entra en la boca del sapo se espera que caiga en alguno de los orificios que rodean el sapo, cada agujero ttiene un puntaje diferente. Es este mi primer artículo y estoy hablando sobre el SAPO, no lo puedo creer.
Para que la moneda entre a la boca del sapo es difícil. O sea, ¡date cuenta! La moneda es casi del mismo tamaño que la boca del sapo. ¡Incluso el aro de basket es el doble de tamaño de la pelota!

Cuando la moneda entra a la boca del sapo se grita "sapo" o "sapito". Tienes que hacer un tiro perfecto. Además, la moneda tiene que volar por los aires como un frisbee, porque si se trata de caer, simplemente no va a entrar (de la misma manera, la moneda vertical, no va a entrar en la boca).
El Sapo es tan jodidamente difícil que este juego es un ejercicio de concentración Zen, y a diferencia de los videojuegos, cuando termines de jugar Sapo te sientes una persona calmada y superior. Apuesto a que el maestro Zen podía sentarse allí lanzar sapo tras sapo ... sapo, sapo, sapo ... Me encanta decir esa palabra.
Me defiendo bien jugando Sapo. En dos ocasiones diferentes que he conseguido dos Sapos consecutivos (que impresionó a todos los que estaban alrededor). Pero estoy muy lejos de ser el Señor de los Sapos. Creo que voy a tener que tener a alguien que me traiga un Sapo de Perú y tal vez algunas monedas extras ya que la mitad del tiempo te la pasas buscando las monedas que se caen entre la hierba y solo Dios sabe donde estarán. Es un juego que no te lo puedes perder.
Ah, y una cosa más, cuando se lanza al sapo, el sonido de la moneda que pasa a través de la garganta de la rana hace casi un sonido "Plack", que es el ruido más satisfactorio que jamás he escuchado. En serio, todos los que conocemos ese sonido sabemos exactamente que alguien está jugando SAPO. Impresionante juego, mucho mejor que el Wii.

Sí deseas conseguir algún juego de SAPO has click AQUÍ

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada